TenaresOnline

Simulan fosa común por muertes en hospital infantil debido a falta de quirófanos


Simulando una fosa común, en alusión a las decenas de niños y niñas fallecidos en el Hospital Infantil doctor Arturo Grullón, de esta ciudad, por la falta de quirófanos y otros males que afectan el centro médico, el pastor y dirigente comunitario de Cienfuegos, Pablo Ureña y otros moradores de la zona, encabezaron una protesta reclamándole a las autoridades prestar atención a la problemática.
En la jornada frente al hospital, jóvenes madres, vestidas de negro, cargaban en sus brazos un muñeco, como si se tratara de un infante real que requiere los servicios de salud, pero que debido a las dificultades no pueden ser ingresados allí.
“Lo que está ocurriendo en el hospital Infantil Arturo Grullón es un ejemplo de que la vida de un ser humano importa muy poco con la agravante de que por ser niños no pueden gritar “me están violando mi derecho a tener salud con dignidad”, manifestó el pastor Pablo Ureña.
Dijo que al concluir el año 2019, este centro hospitalario sigue intervenido por las autoridades, lo que obliga a que sus servicios se realicen con lentitud. 
Expresó que todo sigue prácticamente igual a cuando se inició hace 6 años atrás. “cuando sin ningún tipo de planificación la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado, OISOE, inició la carrera de la remodelación que parece no tener fin”.
“No se previó nada, como si se tratara de un edificio cualquiera.
 Lo único que se organizó muy bien fue la rueda de prensa para dar a conocer este gran acontecimiento. 
“Hospital Infantil Arturo Grullón será remodelado”, sentenció.
Según el pastor Pablo Ureña, desde ese momento de la remodelación se inició el calvario para miles de pacientes infantiles que llegaban y siguen llegando de cualquiera de las 14 provincias del Cibao. 
Dijo que los padres de los menores se encontraban que los servicios de salud se habían limitado, en especial lo que tenían que ser intervenido quirúrgicamente.
Además, se destacan precarios servicios de laboratorios, los cuales se limitan a los análisis corrientes, así como los servicios de imágenes deteriorados, falta de especialistas, falta de personal de apoyo ( enfermeras), de espacios para internamiento, con hasta tres pacientes en una cama, miles de niños esperando para ser operado por falta de quirófanos .
Ureña dijo que este es el drama que vive la población infantil pobre, del otro Santiago, el de los pobres, el del desempleo, inseguridad ciudadana, al que no se le recoge la basura y recibe pésimos servicios del Estado.
Pablo Ureña ha sido un persistente luchador para que el Arturo Grullón comienza a brindar servicios de calidad y oportunos. 
Su lucha ha sido apoyada por diversas organizaciones sociales y personalidades del municipio y provincia de Santiago.

Publicar un comentario

0 Comentarios